Defecto depósito AdBlue: Asescon recomienda no firmar la conformidad de la reparación

Miles de personas afectadas por un supuesto defecto de fábrica del depósito AdBlue.

La Asociación Española de Consumidores (Asescon) recomendó este lunes no firmar la conformidad de la reparación por el defecto de fabricación del depósito AdBlue, un dispositivo que reduce los gases contaminantes producidos por la combustión del gasóleo en vehículos diésel.

Así lo aconsejó la asociación en un comunicado en el que explicó que ya ha recibido y atendido “cientos” de consultas de afectados en las que muestran su “preocupación”, ya que “algunas” marcas de vehículos están “promoviendo” la firma de conformidades con las actuaciones realizadas en el coche y la “renuncia a los derechos ante una posible reclamación posterior aun habiendo abonado la factura íntegramente”.

Tras defender que se trata de una situación “irregular” y que se “asemeja” a los documentos anulados por los tribunales sobre las cláusulas suelo de las hipotecas, Asescon solicitó a los afectados que no firmen esta conformidad y que no renuncien a sus derechos “dejando constar precisamente lo contrario”, esto es su “desacuerdo” con las actuaciones realizadas, al entender que es “un defecto del que se tiene que hacer cargo el fabricante del vehículo”.

TE PUEDE INTERESAR: Pánico por la escasez y subida de precios del AdBlue

Campaña de reclamaciones

En este punto, recordó que hace unos días inició una campaña de reclamaciones relacionadas con el problema ocasionado con piezas “defectuosas” y averías vinculadas con dicho depósito en diferentes marcas de vehículos diésel y con el “incumplimiento” de las garantías acordadas en la comercialización de estos productos.

El presidente de la entidad, Miguel A. Ruiz, subrayó que algunas marcas están “solucionando» el problema al propietario afectado «sin tener que abonar nada”, mientras a otros les “resetean” la centralita del vehículo, lo que, lamentó, “provoca que días más tarde vuelva a saltar la señal de avería”.

Asimismo, puntualizó que a “algunos” les hacen un descuento en la factura y “otros directamente tienen que abonar el importe íntegro de la avería, que está en torno a los 2.000 euros”.

En este sentido, la asociación avanzó que se pondrá en contacto con los departamentos de atención al cliente de las marcas afectadas con el fin de “hacer valer” los derechos de los consumidores y de “obtener una respuesta satisfactoria” para sus intereses a través de la mediación.

Fuente: Servimedia.